A todos nos encanta una tapa de jamón, pero ¿sabes por qué se llama así? En El Paso de Los Elefantes te contamos esa y otras curiosidades que a lo mejor desconoces.

Es el producto español estrella y, al parecer, tiene miles de años de antigüedad: en Tarragona se halló uno fosilizado de hace veinte siglos. El jamón nació de la necesidad de conservar la carne de cerdo el mayor tiempo posible: se descubrió que salando una pierna y dejando que se ventilara se podía consumir durante muchos meses. Así nació nuestro emblemático jamón. Sigue leyendo y descubre más datos interesantes.

 

Por qué se cuelgan los jamones. En muchos bares, restaurantes y bodegas puedes ver piezas de jamón colgadas del techo. La finalidad de esta costumbre es permitir una correcta ventilación del producto y conseguir que la humedad desaparezca poco a poco, así como que el jamón gotee el exceso de grasa.

Pero, además, el origen de la tradición se remonta a la época de la persecución de los judíos en España. Para eludir las denuncias de los vecinos, muchos judíos conversos colgaban jamones u otros embutidos en el techo de sus casas o establecimientos: era un modo de manifestar que allí se consumía cerdo y no se profesaba la religión prohibida.

Cómo surgieron las tapas. Una de las versiones sobre el origen de la costumbre de acompañar la bebida en España con estos aperitivos es que un ventero tapó la copa de vino de Jerez de Alfonso XIII con una loncha de jamón para evitar que un remolino de viento la llenara de arena. Al rey le gustó tanto la combinación que pidió que le pusieran otra?

Sea o no cierto, sí está documentado que ya en el siglo XVIII se usaban alimentos como tapas para impedir que en las bebidas entraran moscas o polvo.

Quiénes lo consumen más. Los países de la Unión Europea son los mayores importadores de jamón serrano e ibérico: se llevan el 80 % de nuestras exportaciones.

En cabeza están Alemania, Francia y Portugal, pero hay otros mercados en alza: países como México, Estados Unidos, Rusia y los de Asia se dejan seducir por nuestro producto estrella.

Qué cualidades tiene. Y hacen bien: el jamón tiene muchas propiedades beneficiosas para la salud. Nos aporta vitaminas, principalmente del grupo B y, sobre todo, B6. También, gran variedad de minerales: fósforo, calcio, magnesio, zinc… Y proteínas e hidratos de carbono.

Además, ayuda en la prevención de la osteoporosis por su alto contenido en hierro y es una rica fuente de ácidos grasos saludables, como el oleico, que ayuda a bajar los niveles de colesterol LDL (malo) y subir los de colesterol HDL (bueno). Eso sí: por su alto contenido en sodio, hay que consumirlo con moderación.

Deja un comentario